FinmarkFX broker: usando la fuerza de otros a tu favor

Deber dinero representa, en ocasiones, angustias y quebraderos de cabeza. Pedir un préstamo, ciertamente, resuelve un problema inicial, pero, luego queda una constante llamada de atención por saldar, sino se quiere sufrir el riesgo de perder una amistad o que la entidad financiera respectiva tome medidas drásticas para recuperar el capital. Sin embargo, quienes manejan FinmarkFX broker, saben que, bien usada, una deuda es una valiosa herramienta.

El acto de aprovechar una deuda se conoce, popularmente, como apalancamiento; término que nos hace pensar en una palanca. Esta es una máquina simple, con la que es posible realizar un pequeño esfuerzo logrando un gran resultado. Por ejemplo, con una fracción de la fuerza requerida se levanta un objeto pesado, gracias a que se aplica de manera concentrada en un punto.

No obstante, cuando el concepto se usa en el ámbito financiero no se refiere a un objeto físico. Se utiliza para definir la acción de solicitar un crédito o préstamo a un banco u otra institución financiera. De ese modo se complementa la cantidad que se posee, no teniendo que aportar la totalidad del propio bolsillo.

Por supuesto, hay una obligación de devolver todo el capital recibido en un plazo de tiempo establecido o en plazos regulares. Por lo general, se pagan intereses. Así, el éxito que se consigue es (de superar las ganancias de la operación la cantidad comprometida más el extra) obtener un mayor rendimiento que si solo se hubiera empleado el dinero disponible inicialmente.

Existen brokers que ofrecen porcentajes de apalancamiento dentro del paquete de servicios, para que el inversor pueda alcanzar posiciones más altas de lo que su capital le permite. Aunque, este recurso se considera de doble filo, porque aumenta el riesgo a pérdida mayores. Por tanto, antes de solicitarlo se debe estudiar cuidadosamente el proyecto, asegurándose de no sumirse en un compromiso negativo y aplastante.

También te podría gustar...

Deja un comentario